Guía de la diabetes

¿Qué es la diabetes?

La diabetes es una enfermedad en la que el organismo es incapaz de usar y almacenar apropiadamente la glucosa, lo que provoca su permanencia en la sangre en cantidades superiores a las normales.

En un cuerpo sin diabetes, durante la digestión se descomponen los alimentos para crear glucosa, la mayor fuente de combustible para el cuerpo. El azúcar de los alimentos se absorbe del intestino a la sangre en forma de glucosa.

La glucosa debe entrar en las células para convertirse en energía, para ello se requiere de la hormona insulina, que actuará como llave.

La insulina es una hormona que se produce en el páncreas dentro de células especiales llamadas “células beta”, ubicadas en unas estructuras denominadas “islotes de Langerhans”.

Cuando comemos, se envían señales a las células beta para que produzcan insulina. Estas células detectan el nivel de azúcar en sangre y de este modo segregan la cantidad adecuada de insulina.

La insulina actúa como llave para que las células puedan utilizar la glucosa que se encuentra en el torrente sanguíneo.

Una vez se ha abierto la “puerta” de la célula y la glucosa ha entrado en  ella, esta la convierte en energía.

Cuerpo sin diabetes y cuerpo con diabetes

No todas las células requieren de insulina para incorporar la glucosa. Este tipo de células se denominan “insulino-independientes”. Se encuentran en el cerebro, fibras nerviosas, retina, riñones y glándulas suprarrenales, así como en los vasos sanguíneos y en los glóbulos rojos.

Existen distintos tipos de diabetes:

  • Diabetes Mellitus Insulino Dependiente
  • Diabetes Mellitus No Insulino Dependiente
  • Diabetes Gestacional
  • Diabetes Secundaria

La Diabetes Secundaria se puede dar por la existencia de cirugía donde se produzca una extirpación total o parcial del páncreas u otras enfermedades que tengan como efecto un déficit en la producción de insulina, o por la toma de ciertos medicamentos en dosis elevadas como los corticoides o los inmunosupresores.

Intolerancia a la glucosa: La Intolerancia a la glucosa se puede considerar como un estadio previo a la diabetes. Para detectar esta intolerancia se realiza la curva de glucemia.