Últimas noticias

Estudio de las necesidades del niño con diabetes en edad escolar (2014-2015)

Autores: Marina Beléndez, Dra. en Psicología. Profesora de la Universidad de Alicante, e Iñaki Lorente, Psicólogo experto en diabetes y patrono de la Fundación para la Diabetes

Sobre los niños y niñas con diabetes
Los padres y madres consideran que la diabetes no dificulta la integración del niño en la familia (92% nada o poco). Además, consideran que, en general, el/la niño/a no trata de ocultar la enfermedad, ni a sus amigos ni en el colegio (88% y 85%, respectivamente).

Destaca que el 89% sabe medirse la glucemia y un 68% sabe inyectarse la insulina, si bien estos porcentajes bajan al 44% a la hora de saber decidir la cantidad a ponerse. Para la mitad de los padres, el control de la diabetes de sus hijos/as es bueno u óptimo.

Sobre su vida personal y familiar
En 7 de cada 10 padres, el diagnóstico de la diabetes ha afectado a su vida familiar, y 1 de cada 2 padres o madres ha tenido que modificar su actividad laboral para atender al niño/a. Consideran que la información que tienen de la diabetes es, al menos suficiente, siendo el médico la principal fuente de información útil.

Sobre el centro escolar
En el colegio, los/as profesores/as, directores/as y compañeros/as conocen que el/la niño/a tiene diabetes y han sido informados la mayoría de las veces por los propios padres. En general, los centros escolares no han puesto problemas (82,5%), y casi la totalidad de centros escolares no han dejado de admitir al niño debido a la diabetes.

La adaptación a la vida escolar es buena, tanto antes como después del diagnóstico, siendo los profesores y compañeros los principales apoyos del niño.
Los profesores informados así como la existencia de un enfermero son las principales ayudas que los padres consideran relevantes para mejorar el control de la diabetes.

“El 27% de los padres de menores de 6 años ha encontrado algún problema en el centro escolar debido a la diabetes”.
“Un 4% de los padres afirma que se ha dejado de admitir a su hijo/a en algún centro y un 5% ha tenido que cambiar de colegio”

Algo menos de la mitad de los padres considera que los profesores saben lo que es la diabetes tipo I. Un 40% de los padres considera que en el centro escolar no saben reconocer las hipoglucemias leves.

Aproximadamente la mitad de los niños necesita ponerse insulina en el colegio y mayoritariamente no han tenido que cambiar la pauta de inyección durante el horario escolar (90%). Entre los que necesitan hacerse autocontroles en horario escolar (92%), un 9% ha reducido el número de autocontroles por falta de colaboración. La variación de la pauta de análisis de glucemia y de insulina es más acusada en el caso de los niños más pequeños.

“Entre los padres de menores de 6 años, aproximadamente el 16% afirma haber variado la pauta de controles de glucemia o de insulina por falta de colaboración en el centro escolar”

Según los padres, un porcentaje alto de centros escolares (7 de cada 10) dispone de glucagón; sin embargo, no llega a la mitad el porcentaje de padres que cree que hay alguien en el centro que sepa inyectarlo.

Entre los que disponen de servicio de orientación/psicología en el centro escolar, aproximadamente un 27% ha consultado alguna vez por temas relacionados con la diabetes.

El 15% de los padres afirma que el centro escolar de sus hijos dispone de un/a enfermero/a, al que han consultado en el 32% de los casos por la diabetes.

Puedes leer el estudio completo en la web de la Fundación para la diabetes http://www.fundaciondiabetes.org/